← Atrás

Instrucciones Postoperatorias:
Injerto Óseo

Su injerto óseo está compuesto de muchas partículas. Podría encontrar algunos gránulos pequeños en la boca durante los primeros días. No se alarme; es normal que algunos de ellos se desprendan del sitio del injerto y pasen a la boca. Hay algunas cosas que podría hacer para minimizar la cantidad de partículas que se desprenden:

Después del día de la cirugía, se permite un enjuague suave, pero no demasiado enérgico, ya que puede volver a alterar algunos de los gránulos del injerto óseo. Si se le colocó una prótesis dental parcial o dientes flipper en la boca, es posible que tenga que ver a su dentista restaurador para ajustarlos y aprender cómo retirarlos y reemplazarlos adecuadamente.

Si se utilizó una membrana, se verá blanca. Tendrá una cita de seguimiento tres semanas después del procedimiento para que le retiren la membrana.

Es posible que le hayan colocado pegamento quirúrgico sobre el injerto óseo. Este material se sentirá un poco rígido y está ahí para ayudar en la cicatrización del injerto. Esta capa de pegamento se retirará en la visita posoperatoria.

En caso de problemas

Si sigue las instrucciones y sugerencias tal como se indica, no debería experimentar ningún problema. Pero si tiene algún problema, como sangrado excesivo, dolor o dificultad para abrir la boca, llame a nuestro consultorio de inmediato para obtener más instrucciones o tratamiento adicional.